15
May
11

síndrome de estocolmo electoral

Vivimos un intenso fin de semana, marcado por las diferentes encuestas que los medios de comunicación publican en relación con las elecciones del próximo domingo. Lo digo con absoluta sinceridad: ¿cómo es posible que todavía, después de lo que hemos visto y lo que aún está por llegar,  la sociedad de su voto por mayoría a quienes han aprobado la reforma laboral, el abaratamiento del despido, el retraso de la edad de jubilación a los 67 años y el recorte de prestaciones sociales? No nos engañemos: PNV, PSOE y PP son formaciones distintas, es verdad, pero representan una misma política económica y un mismo modelo de desarrollo social. Son cómplices, en unos casos por acción y en otros por omisión,  de la crisis que padecemos y también, cómo no, de las respuestas impuestas por Zapatero para satisfacer la avaricia de la banca y la patronal. Me cuesta creer que no haya una auténtica revolución en las urnas  y la ciudadanía vote en masa izquierda para hacer frente a la derecha; claro, que igualmente  me cuesta creer que haya sindicalistas militantes que prefieran votar PSOE antes que Izquierda Unida o socialistas comprometidos que  vuelven a confiar en sus dirigentes, en lugar de dar una oportunidad a quienes han defendido en las instituciones y en las calles los derechos laborales y sociales que nos están robando.  ¿Será una expresión más del llamado síndrome de estocolmo? ¿Será que los mensajes de Izquierda Unida no llegan porque se silencia la voz de sus representantes? Sea lo que sea, tendremos merecido lo que ocurra a partir del 23 de mayo si damos nuestro voto y nuestra confianza a quienes no la merecen. Más pronto que tarde llegarán nuevas reformas y recortes, se instaurará el copago en la sanidad y en otros servicios públicos, se privatizarán las pensiones y así mucho más. Ahora es el momento de pensar, después llegará el de arrepentirse.

Anuncios

7 Responses to “síndrome de estocolmo electoral”


  1. 1 Isabel
    15/05/2011 en 9:13 am

    Buenos dias

    Lamentablemente vivimos en una sociedad cegada y manipulada, por su propia ignorancia.

    A menor conocimiento mayor facilidad de manipulacion y lamentablemente la mayoria de ovejas tiene la necesidad de que sea un pastor el que las guie, ellas han sido educadas para ser obedientes aun cuando contemplan como el pastor las lleva al abismo.

    Revelarse ante el gran Pastor, significa convertirse en una oveja negra y esto solo es propio de individuos rebeldes, conscientes y con una gran fuerza de voluntad para reclamar una verdad disfrazada y enmascarada.

    Javi, si en el mundo fueramos mas las ovejas negras, seguramente conseguiriamos sociedades mas justas y equitativas.

    Pero desafortunadamente desde que el mundo es mundo,siempre han existido pastores manipuladores y sin escrupulos y sociedades sin conocimiento ni propia voluntad de discernimiento.

    Como tu bien dices despues vendran los lamentos, desgraciadamente y como percepcion personal, la sociedad española de hoy ha quedado muy lejos de aquella que se dejó su vida para enfrentarse con Dignidad a la tirania dictatorial.

    Me pregunto que pensarian mi abuelo y todos aquello que lucharon hasta la muerte para conseguir la liberacion, si contemplan la realidad hipocrita en la que todo su esfuerzo se ha convertido.

    Un saludo desde los Alpes

    • 15/05/2011 en 10:16 pm

      Estoy completamente de acuerdo con lo que dices.No soporto a las plañideras que acaban votando a sus verdugos.Que luego no se lamenten!.Saludos,javi

      • 3 Alicia Expósito Rodríguez
        18/05/2011 en 7:02 pm

        Comparto totalmente vuestros comentarios… ¡qué lástima de mi abuelo republicano que fue fusilado por revanchismo, después de acabada la guerra civil, si ahora involucionamos dentro del Estado social y democrático de Derecho hacia el recorte, abuso y vulneración constante de los Derechos Constitucionales y Derechos Humanos, recogidos en tantos documentos, leyes y convenios, la mayoría, parece, avocados a ser papel mojado….!!!!

        Un abrazo de ánimo

        Alicia E.

  2. 15/05/2011 en 11:10 am

    Como simple anectoda, y como nativo alemán. El ejemplo de unos años atrás, cuando gobernaban los Cristiano democratas empezarón a realizar unos recortes de derechos laborales y de prestaciones sociales tremendos, a la hora de las urnas como borregos volvieron a votar a esa drecha que les recortaba su derechos. Llegarón los socialistas y a la de cambio volvierón a dar el giro a la derecha.

    A dia de hoy en Alemania para que una persona pueda tenera alguna prestación social no debe tener nada en propiedad, ni casa, ni coche y se estan planteando que no puedes tener ni mascota ya que la alimentarias con el dinero destinado a personas.

    ¿Puede ser una explicación de porque la gente sigue votando a los que más les castiga?

  3. 6 ietxea
    15/05/2011 en 11:56 am

    Quizá haya que hacer también una cierta autocrítica y pensar que los dirigentes de los partidos de izquierda no son capaces de infundir confianza al electorado. Las trifulcas internas, por ejemplo, de Ezker Batua no ayudan en nada a infundir confianza a la gente. La gente dice “si se pelean dentro por la poltrona, ¿que harán si están en el poder?”
    La izquierda da una imagen de división que hace que la masa social se incline por lo malo conocido más que por lo bueno por conocer. También hay que pensar que es más fácil predicar que dar trigo.
    Veamos lo que pasa en Euskadi, por ejemplo. Ahora mismo se dan las circunstancias para formar un gran polo de izquierda sumando a Ezker Batua, Aralar, Bildu, … ¿Estarán (estaréis) los dirigentes de cada una de esas formaciones dispuestos a sacrificar opciones de poltrona por la causa común de un modelo más justo de sociedad?
    Sin más. Entiéndase esta crítica desde dentro de la barricada. Lo digo como votante de izquierdas que a veces se siente un poco desconcertado por la división que se observa en esa parte del espectro político.

    • 15/05/2011 en 10:08 pm

      Comparto tu comentario.Aunque las divisiones de la izquierda son amplificadas mediáticamente por conveniencia del sistema.Ellos también viven esas divisiones pero las tapan por interés.Me parece interesante la idea de un polo de izquierdas.Ese es el camino.Saludos,javi


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Quién soy

Nací en Riaño, Cantabria, el 12 de Agosto de 1960; cuando tenía un año de edad mis padres se trasladaron a Bilbao, y desde entonces vivo en el barrio de Rekalde. He sido parlamentario de Ezker Batua_Berdeak entre 1994 y 2001, y Consejero de Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco entre 2001 y 2009. Ahora, trabajo como Profesor de Filosofía, Ética y Ciudadanía en un Instituto de Bilbao.

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 111 seguidores

discursos y artículos de opinión
Add to Technorati Favorites
Este blog es parte de Buzzear (ES)
Bitacoras.com
directorio de blogs
directorio de blogs

directorio de weblogs. bitadir
Directorio de Enlaces
directorio y promoción de blogs
Vótame en Cincolinks.com
Directorio de Blog
Venta de Casas

Directorio de Blogs

directorio de blogs
Directorio Webs
Catablogo: Catálogo y directorio de blogs
Mi Ping en TotalPing.com

A %d blogueros les gusta esto: