22
Dic
10

La ley Sinde al congelador

No a la ley Sinde

No a la ley Sinde

Diré de entrada que soy un novato en el mundo de internet; paso a paso, con  tantas dudas como titubeos, y posiblemente con más errores que aciertos, estoy tanteando las reglas de juego que dominan la red. En realidad, creo que es un reto imposible porque los cambios se producen a tal velocidad que cuando piensas que controlas algo ya ha quedado superado por nuevos avances y nuevas tecnologías.  Sirva esto para explicar mi desconocimiento de los entresijos de la Ley de Economía Sostenible, en el capítulo que le ha dado el sobrenombre de ley Sinde, y que estos días ha encendido todas las alarmas en internet, pero también en el Congreso de los Diputados y en las sedes centrales de las formaciones políticas, empezando por la del PSOE.

Aún a riesgo de equivocarme por falta de información profunda en la materia, empezaré por reconocer que comparto la misma preocupación de todas las voces autorizadas que rechazan la ley antidescargas. Es razonable que haya matices y también es posible que quienes defienden esta polémica iniciativa encuentren argumentos para ello, pero mucho me temo que detrás de las prisas y la urgencia del Gobierno Zapatero por sacar adelante la ley Sinde se esconden presiones de los grandes grupos o lobbies audiovisuales, interesados sólo por la pérdida de sus cuotas de poder y sus cuantiosos ingresos económicos.  Para mí, es motivo suficiente de sospecha el hecho de que altos cargos del Ejecutivo hayan pedido ayuda a Estados Unidos para sumar la adhesión de PP, PNV y CiU a este proyecto.    

A través de los informes filtrados por Wikileaks, y publicados por el diario El Pais, sabemos que la ministra de Cultura, Angeles González-Sinde, y el ministro de Industria, Miguel Sebastián, han llamado en los dos últimos años con insistencia a la puerta de la embajada USA en Madrid para pedir a sus responsables que mediaran para buscar apoyos en otras fuerzas políticas a su propuesta antidescargas. El nivel de confianza y complicidad entre Estados Unidos y el Gobierno Zapatero en esta materia pone en evidencia una entente, cuando menos inquietente. Con la excusa de hacer frente a la piratería se preservan los privilegios de los de siempre y se limitan derechos, también a los de siempre.

En este contexto se inscribe el mensaje de Alejandro Sanz en Twitter; acusa de “cobardes” e “hipócritas” a quienes han votado en contra de la iniciativa de la discordia, que el Gobierno Zapatero pretendía colar camuflada en la Ley de Economía Sostenible. Las redes sociales tienes muchas ventajas, pero entre ellas destacan la interactividad, la inmediatez y la desaparición de fronteras. Alejandro Sanz ha recibido una cadena de respuestas justas a su comentario. Uno le ha recordado que tiene su residencia habitual en Miami; otro, ha añadido que no paga sus impuestos en España; un tercero ha precisado que el nombre del cantante figura en un listado de 200 personas que presuntamente habrían evadido impuestos en Liechtenstein,…  La conclusión es obvia: si quienes están a favor de la ley antidescargas responden a este prototipo, estoy radicalmente en contra y además sin matices.  Espero, por último,  que el Senado respete ahora la voluntad del Congreso y no haya acuerdos en la sombra que desvirtúen la votación de ayer.   

Anuncios

13 Responses to “La ley Sinde al congelador”


  1. 1 Andrea.
    22/12/2010 en 7:20 am

    Alejando Sanz, como Julio Iglesias y como muchos futbolistas y tenistas y jugadores de élites y banqueros y ricos y poderosos en general, evaden impuestos y no les pasa nada.. si los políticos se dedicaran a perseguir este fraude, el Estado de Bienestar estaría saneado y no estarían haciendo la escabechina que hacen quitando los miseros 426 euros o en Euskadi las rentas de inserción… me parece muy bien que se pueda descargar, películas, música vídeos, cultura, sino los pobres de solemnidad que ya somos muchos… ni siquiera podríamos disfrutar de la música que para muchos es vital, ni de películas, ni de ocio, porque claro, hay que pensar que un disco… vale de media 30 EUROS y las películas otro tanto… y los libros? ni se diga… si a las descargas por internet, mientras la cultura sea un articulo de lujos solo posible al alcance de los ricos… los pobres, los que parados/as tenemos gustos por la cultura y hoy por hoy muchos y muchas solo podemos tenerla pirateandola…. no se si es políticamente correcto o no.. pero la necesidad y el enriquecimiento de los multinacionales discográficas y cantantes y artistas de moda que encima viven en paraísos fiscales, no cumplen con sus obligaciones fiscales y nos les pasa nada, se merecen no les compren los discos si no los bajan de precio o son como todos los/as ciudadanitas/os de a pie que tenemos que cumplir con nuestras obligaciones fiscales e impuestos..

    • 22/12/2010 en 10:34 pm

      Completamente de acuerdo con tu comentario! Han exprimido mucho a la vaca! Que den conciertos! Qué dejen de vivir del trabajo que hicieron! Qué vivan del trabajo que hacen! Osea que den muchos conciertos! Besos javi

  2. 3 OdiseaAzul
    22/12/2010 en 8:59 am

    Comparto lo dicho por Andrea totalmente

  3. 5 ORCA
    22/12/2010 en 9:23 am

    Parece ser que los “artistas” no ganan la mayor parte de sus emolumentos con la venta de discos. Cuenta la leyenda que es en sus actuaciones en directo de donde obtienen sus ganancias. Supongo, entonces,que A.Sanz será productor, además de evasor. La revolución digital ha traído cambios que determinadas industrias no saben cómo controlar. Por eso, es importante no perder esta partida. La industria debe cambiar, ellos verán cómo, pero sé que los artistas seguirán creando y, posiblemente, viviendo de su trabajo, adaptando éste a las nuevas tecnologías, refugiándose en los conciertos pequeños.

    Artistas siempre habrá y sabrán buscarse la vida

  4. 7 Juan
    22/12/2010 en 12:35 pm

    Pues yo no le veo nada más que ventajas. Este negocio, el de la cultura de masas, está siendo sacudido por los avances tecnológicos. Antes les pasó a los muleros, los linotipistas, los limpiabotas, los aguadores, las lecheras, y un millón de profesiones y oficios igual de honestos que el de artista. Y nadie está hablando de que desaparezcan si no de que evolucionen y asuman el nuevo rol que lestoca jugar. Si el lobby de los autores, actores y productores teatrales hubiese sido cuando se inventó el cine, tan fuerte e influyente como el de los autores hoy en día, hubiesen conseguido prohibir las salas de cine.
    Pero ah! es que se vulnera la propiedad intelectual, es que los cantantes no podrán vivir como antes, ni los buenos y mucho menos los malos. En fin, los tiempos cambian y a mi me dan muy poca pena. No vivirán como antes pero tendrán que reinventar su negocio, como lo hacemos los demás todos los días, vivir de los conciertos a los que irá muchísma gente que los habrá conocido a través de internet. Panta rei, la pena es que no a la velocidad deseada.
    Un abrazo.

  5. 9 Ozimandias
    23/12/2010 en 1:03 am

    El mayor problema de la “ley Sinde” es que supone saltarse la autoridad del juez. Hasta ahora, en TODOS los casos en los que se ha llegado a juicio para clausurar una web de descargas, el juez ha dado la razón a la web. La SGAE estaba perdiendo todos los juicios; así que, igual que un niño malcriado que se frustra al perder al ajedrez prefiere tirar el tablero al suelo que aprender de sus errores, la SGAE y sus amigos decidieron que si no podían ganar en los tribunales, había que eliminar a éstos de la ecuación. Eso es la ley Sinde, una medida para evitar que el juez sea un elemento necesario en el proceso de censura. Y siempre que se ha intentado eliminar a los jueces de una ecuación he sentido mucho miedo (recordemos la famosa “ley Corcuera”).

    En cuanto al tema de fondo sobre los ingresos de los artistas, creo que éstos tienen todo el derecho del mundo a lucrarse con su trabajo, pero para ello sería mejor crear un modelo en el que el artista no se lleve un porcentaje nimio del precio final y éste esté infladísimo por los gastos intermedios. El fracaso de las primeras iniciativas de libros digitales, cuyo precio es casi el mismo que el del producto físico pese a todos los gastos ahorrados (materiales, distribución, intermediarios, almacenaje…), demuestra lo mal que saben enfrentarse las empresas a las nuevas tecnologías.

    Aparte, la industria es terriblemente hipócrita sobre el tema. Siempre hablan de los pobres artistas, de lo mal que viven… pero ocultan el hecho de que ellos son quienes les explotan. De un LP de 20 €, el artista se lleva 1 € por unidad, cantidad que baja si la empresa está publicitando el disco, si está rebajado, si sale en un pack… ¿Es eso justo?
    Hace poco, charlando con un director de cine español, éste me comentaba que le traía sin cuidado que alguien se bajase sus pelis porque total, él no gana ni un céntimo de los DVDs; todo ese dinero va a la productora. Así que no sólo no le importaba sino que animaba a que viéramos sus pelis y las compartiéramos vía internet. Cuando un autor no recibe nada mientras el empresario se lucra, algo va muy mal.
    Una amiga mía se tuvo que hacer socia de la SGAE pese a que dicha organización no le gusta nada. La razón es que después de toda la retórica sobre lo maravillosos que son, lo mucho que luchan por sus derechos, etc… y ver que nada surtía efecto, lanzaban su último y más efectivo argumento: la SGAE recauda por defecto un porcentaje de todo lo que hayas publicado, y de las reproducciones hechas por otros; si eres socio, te devuelven gran parte de dicho diezmo, pero si no lo eres se lo quedan. Fantástico. Es decir, que si publico un libro y no soy de la SGAE, ellos me robarán (literalmente, es un robo) una parte de las ventas, y si me hago socio me la devuelven. ¿Eso no se llama extorsión?

    Así que en realidad no se trata de artistas vs. usuarios, sino de todos ellos contra la industria que abusa del usuario y ofrece contratos draconianos al artista (salvo que éste sea realmente importante).


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Quién soy

Nací en Riaño, Cantabria, el 12 de Agosto de 1960; cuando tenía un año de edad mis padres se trasladaron a Bilbao, y desde entonces vivo en el barrio de Rekalde. He sido parlamentario de Ezker Batua_Berdeak entre 1994 y 2001, y Consejero de Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco entre 2001 y 2009. Ahora, trabajo como Profesor de Filosofía, Ética y Ciudadanía en un Instituto de Bilbao.

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 111 seguidores

discursos y artículos de opinión
Add to Technorati Favorites
Este blog es parte de Buzzear (ES)
Bitacoras.com
directorio de blogs
directorio de blogs

directorio de weblogs. bitadir
Directorio de Enlaces
directorio y promoción de blogs
Vótame en Cincolinks.com
Directorio de Blog
Venta de Casas

Directorio de Blogs

directorio de blogs
Directorio Webs
Catablogo: Catálogo y directorio de blogs
Mi Ping en TotalPing.com

A %d blogueros les gusta esto: