07
Oct
10

El mundo está loco

O una de dos: o el mundo está loco o el loco soy yo. Leo en la prensa que Donald Trump está considerando seriamante la posibilidad de presentarse como candidato a presidente en las próximas elecciones de Estados Unidos. El magnate norteamericano  atribuye su disposición  a la “situación del país” que, a su juicio, “nunca ha estado peor”. Trump ha confirmado sus intenciones en una entrevista realizada a la cadena FOX Televisión, que es el bastión del ala más reaccionaria del Partido Republicano.

El multimillonario, que se ha hecho rico como promotor inmobiliario y gestor de un imperio de casinos,  necesita más tiempo antes de tomar una decisión definitiva, pero sus palabras presagian lo peor.  Trump justifica su voluntad para concurrir a los comicios a la Casa Blanca con argumentos tan sólidos y solidarios como es su deseo de “hacer negocios con China“.  Cree que Estados Unidos ha dejado de ser una potencia  de primer orden en el mundo y no se le respeta en el ámbito internacional.  

Toda una declaración de principios, al más puro estilo Berluconni.  Dice el magnate norteamericano que “ama” a su país y está dispuesto a hacer un gran sacrificio, aunque ello implique una reducción de sus ingresos porque el sueldo de presidente es calderilla para una persona como él.  Su programa será simple: “Devolver los principios y el sentido común a  Estados Unidos“.  ¿Cabe más demagogia y populismo?  Trump está alineado con el grupo neoconservador, conocido como Tea Party.

No deja de ser curioso que el nombre del multimillonario haya saltado a la arena política, tras conocerse los resultados de una encuesta realizada en el Estado de New Hampshire, posiblemente impulsada y manipulada por el propio Domnal Trump, que figura así entre los candidatos favoritos para la población. Parece obvio que ha puesto en marcha su campaña y sólo cabe esperar que la ciudadanía sea más inteligente que quien  aspira a representarles.

En cualquier caso, no hay razones para soprendernos. En nuestro país, otra encuesta, no sé con qué grado de fiabilidad,  ha puesto de manifiesto el “tirón” de Belén Esteban como candidata al Congreso de los Diputados.  Sus méritos son de sobra conocidos: acostarse con un torero, ser madre y vender su vida por entregas, incluyendo matrimonio, infidelidades, amagos de divorcio, enfrentamientos en directo con quienes osan discrepar de sus opiniones, lágrimas,… ¿Es todo una broma? ¿Estamos perdiendo el juicio?  ¿Se presentará Espinete a las elecciones?         

 

Anuncios

12 Responses to “El mundo está loco”


  1. 1 David
    07/10/2010 en 6:08 am

    En EB nos falta marketing, no es normal que gente como Donald Trump en estados unidos tenga la capacidad de presentarse a las elecciones e incluso ganarlas, o que en españa tenga mas posibilidades de lograr escaños en el congreso Belen Esteban que EB.
    Si esto es asi, es que algo estamos haciendo mal. En estados unidos, la izquierda no existe y se encargan de eliminarla con su famoso apelativo de “comunista” a todo el que va contra su sistema establecido.
    En España pasa algo similar. La gente aun mezcla izquierda con comunista, o con las personas que quieren vivir de las subvenciones. Algo estamos haciendo mal aqui para que la gente no oiga nuestro mensaje. A veces nos mezclamos en batallas que no van con nosotros, apoyando a independentistas, tan solo porque nos parece que todo pueblo tiene derecho a decidir sobre su futuro, algo que esta bien, pero que confunde a la gente relacionandonos con los propios independentistas y retirandonos su voto.
    La calle tiene que oirnos, tenemos que dar las ideas claras de un grupo politico con buenas intenciones, con ganas de hacer algo importante y que la sociedad mejore, lejos del leninismo dictatorial, lejos de ese anarquismo radical. Si las personas ven que EB – IU representa una izquierda moderada real, cercana a sus necesidades, votara EB. Mientras no consigamos que nuestras acciones se vean como algo cercano al pueblo estamos perdidos.
    Por eso es el momento de tomar la calle (metaforicamente hablando), ocupar el espacio que hoy en dia esta vacio, los medios de comunicacion alternativos, actividades en los barrios, publicidad de lo bueno que estan haciendo los ediles de EB-IU en todo el territorio nacional.
    Si conseguimos eso, podemos ganar y con ello ganara todo el pueblo.

  2. 07/10/2010 en 7:57 am

    Perdóname, Javier, pero si se presenta Espinete…yo le voto.
    En los 80, ya talludito, me identifiqué con el movimiento punk. Eskorbuto dixit.
    El mundo está loco. Tienes toda la razón. Y padece la peor de las locuras. La derecha más radical empieza a brotar –como quien no quiere la cosa-, aquí, allá…y parece que cada vez estamos más cerca de ver algún parlamento de algún país europeo dirigido por fascistas.
    Los EEUU de Obama se van a quedar en una alucinación para terminar volviendo los de siempre.
    Es lo que tenemos. No perdamos la ilusión. Mejoremos nuestro barrio y saludemos con cariño a Don Pimpón. Viviendo ahí quizás nuestros hijos cultiven otros brotes.
    Un abrazo.

  3. 5 Ozimandias
    07/10/2010 en 8:52 am

    Pues como bien dice David, hay un problema de marketing.

    Recuerdo que hace ya bastantes años se presentó a presidente un empresario, no recuerdo el nombre, con un tercer partido. No logró ganar, pero me pregunto qué habría pasado de ser candidato republicano. Si Trump logra postularse como candidato de dicho partido, le tendremos gobernando con casi total seguridad.
    Lo de Belén Esteban no me sorprende, ¿acaso no fue la actriz porno Cicciolina eurodiputada por Italia (puedo equivocarme de cargo, pero juraría que era ese)?

    David tiene mucha razón en que la gente suele relacionar un partido con cualquier causa que apoye en un momento dado; decir que un pueblo tiene derecho a un referéndum en el que decidir si se autogobierna o sigue formando parte del estado no implica estar a favor de la primera opción, del mismo modo que quienes impulsaron la ley de divorcio no querían divorciar a nadie que no lo quisiera, o quienes defendemos el derecho a la eutanasia no queremos ir por ahí matando enfermos. Pero las ideas políticas suelen filtrarse, mezclarse, emborronarse y llegar al pueblo mediante el “teléfono estropeado”, singular mezcla de medios de comunicación poco eficaces (por interés político o simple incompetencia) y conversaciones de bares y supermercados donde todo se desvirtúa.

    Hace tiempo, en un foro de política me sucedió algo bastante extraño. Se estaba hablando del independentismo vasco, yo escribí un mensaje largo intentando expresar correctamente mi punto de vista, y me encontré con que en las siguientes respuestas había quienes me llamaban españolista y otros me calificaban de pro-etarra… ¡Por el mismo mensaje! Estaba ahí, escrito, sólo había que revisarlo, releerlo, los que respondieron no se habían basado en algo que les hayan dicho o en un mal titular, tenían mi texto allí… y aún así, diferentes personas me colocaron en dos extremos opuestos sin darse cuenta de lo absurdo de la situación. Me quedé perplejo, pero entendí que ese es el destino de cualquiera que no sea maniqueo, que no defienda una idea de forma radical y descalificando cualquier argumento de la opción contraria mientras acepta cualquier falacia que le venga bien a la idea que defiende. La mayoría de la gente se radicaliza, y tiende a atacar a cualquiera que no siga su maniqueo punto de vista achacándole ser del “otro lado”. Eso explica que los republicanos llamasen a Obama “socialista”, cuando el actual presidente de EEUU viene a ser tan de derechas como el PP (bueno, igual tanto no) pero para los republicanos tener esa ideología es ser de extrema izquierda.

    Por eso funcionan tan bien los discursos demagógicos y simplones. No pueden malinterpretarse, dicen lo que la gente quiere oír, y la falta de ambigüedad impide que alguien le achaque ser del bando contrario.

    • 07/10/2010 en 10:22 pm

      Comparto tu reflexión.Hoy no hay sitio para los discursos racionales.Son atacados desde todos los frentes.Hoy tienen mayor predicamento los discursos populistas-viscerales-demagógicos.Pero no son los míos ni los de mucha gente. Saludos javi

  4. 7 OdiseaAzul
    07/10/2010 en 10:12 am

    Estoy con Joselu

  5. 9 Rosa
    07/10/2010 en 11:56 am

    Hacer negocios con China, muy bien,con lo malos que son los comunistas cubanos, según ellos, y ¿los chinos no? ellos tampoco son muy demócratas. Está claro que sólo les importa el dinero.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Quién soy

Nací en Riaño, Cantabria, el 12 de Agosto de 1960; cuando tenía un año de edad mis padres se trasladaron a Bilbao, y desde entonces vivo en el barrio de Rekalde. He sido parlamentario de Ezker Batua_Berdeak entre 1994 y 2001, y Consejero de Vivienda y Asuntos Sociales del Gobierno Vasco entre 2001 y 2009. Ahora, trabajo como Profesor de Filosofía, Ética y Ciudadanía en un Instituto de Bilbao.

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 109 seguidores

discursos y artículos de opinión
Add to Technorati Favorites
Este blog es parte de Buzzear (ES)
Bitacoras.com
directorio de blogs
directorio de blogs

directorio de weblogs. bitadir
Directorio de Enlaces
directorio y promoción de blogs
Vótame en Cincolinks.com
Directorio de Blog
Venta de Casas

Directorio de Blogs

directorio de blogs
Directorio Webs
Catablogo: Catálogo y directorio de blogs
Mi Ping en TotalPing.com

A %d blogueros les gusta esto: